Festival Internacional de Poesía de Medellín

27º Festival Internacional de Poesía de Medellín

Julio 8-15, 2017

POETAS INVITADOS


Timo Berger (Alemania, 1974)



Fotografía de Sarah Otter


Surco, hacía Chorillos


Otros se paran describiendo
cuadros en museos, yo no
veo museo alguno en este

distrito, pero veo colores
veo granos, veo sustancias
susceptibles, veo la sombra

del viaducto por el que hace años
dentro de años pasaría un metro,
veo a mis espaldas una pechuga

abierta con un tajo perfecto
en las brasas, veo
cómo sobre los ruidos

de los vehículos que nadie dibuja
aparece una escala de grises
a través de un cristal tintado

(de Microclimas (Ediciones VOX, Bahía Blanca/Argentina, 2014)
Escrito originalmente en español.


Costa Verde


En el Óvalo de Miraflores
encontraste tu musa, Miguel,
con dentadura de caballo y un cuerpo
blando, amasable,

en un día que –amanecido en
lluvia– besaba vidrieras, allí
estaba en la entrada del Cine Pacífico
y tú le tapaste los ojos

con las manos y se rió
y dijo, déjalo, Miguel,
te reconoció por tu olor
y la ternura de manos

que nunca trabajaron.
El Parque del Amor, Miguel
era tu destino preferido,
su cabeza en el corazón

de ladrillos, te valía una foto,
sus dedos sobre tu muslo,
las piruetas de los skaters
y de los dealers

en los arbustos cortados
en forma de delfines
una despedida provisoria
y el rencuentro como casual

en la puerta de una pensión.
El tiempo suplementario, Miguel,
en una pieza sudada que daba
al pozo de luz.

(de Microclimas (Ediciones VOX, Bahía Blanca/Argentina, 2014)
Escrito originalmente en español.


Pueblo joven


Este plano lleno de colores no
representa el límite actual
entre la ciudad y el desierto

tampoco desparece la planicie
de arena de un amarillo lavado,
se acomoda entre casitas

tiradas como dados recién arrojados,
pueblos adolescentes
que crecen carcomiendo el último

gajo de la cordillera
más allá de la ruta interregional
del radio de la planta eléctrica

los usurpadores no regalan
ni una capa de pintura sobre el ladrillo
de sus mansiones en progreso

cuestión de impuestos, dicen
falta de cultura, dicen otros
pero sorprende que a pesar

de la aparente falta de organización
las edificaciones se alinean
como anticipando al urbanista

que con trazos generosos
sobre mapas heredados
moldeara un futuro

que nunca llega ni llegará
sino más allá
de cualquier plano de la ciudad

acá arriba y lejos del centro
Celinda, sus tres hijas y el perro
no amanecen en la bruma costera

que en Chile se llamaría Camanchaca
y acá no tiene nombre aún
como tantas otras cosas.

(de Microclimas (Ediciones VOX, Bahía Blanca/Argentina, 2014)
Escrito originalmente en español.


Magdalena del Mar


Ahí escribí un poema
y lo perdí en el camino

Pasando el viejo convento
el cuartel de policía

la plazoleta con esa estatua
grosera, fruto de las ansias

de un gobernador local
de perdurar. Mi poema

escrito sobre el dorso
de una factura se lo llevó

la brisa salada de la costa
en Magadelena del Mar.

Hablaba de una pareja
de un policía en moto

para ser exacto que frenaba
en la bajada al Pacífico

y lo que parecía primero
un acoso –policía parando

al lado de una muchacha
de falda corta –con el beso

confianzudo se convirtió
en novela. Agarrada

de su espalda en el vehículo
tras la vuelta en u, subieron.

Me acuerdo que en el escrito
original hablaba del claxon

que tocaba el oficial
lleno de ilusión.

(de Microclimas (Ediciones VOX, Bahía Blanca/Argentina, 2014)
Escrito originalmente en español.


El standbye del beso


No me gusta salir en las fotos
esa maña la tengo desde chiquito
desde antes de la adolescencia
la edad en que los adultos se vuelven complicados.
En las fotos
que me sacaron el día
que nació mi hermano
demuestro cierta incomodidad
yo apenitas cuatro y algo de años
afilando la hacha
Después las fotos para la abuela que agonizaba
¿Por qué no te quedás quieto un momento?
Para la tía padrina que me hundía en sus besos mojados
y el marido de mi otra tía que dicen que le gustaban los chicos
la foto que nos sacaba el rígido fotografo
después de la confirmación
todas las chicas con faldas negras
salían en primera fila no me molestaba
medio que me escondía detras de las cabezas
de las hermanas Sattig, gemelas mellizas
que inspiraban mis sueños durante un rato
Igual en un momento, mi papá de tanto
yo rebelarme, perdió el interés
de perseguirme con la reflex
que cada vez caía más en desuso
en un ultimo intento de registrar mis pasos
por el mundo se volvió pionero en nuestro pueblo
comprando una cámara de video.
Igual no era lo mismo
ver un bebé en pañales o directamente desnudo
en una playa de la Costa Brava
registrado en Super 8
y en tomas bien cuidadas
(porque el rollo duraba apenas 3 minutos)
que ese delirio pixelado de mas de dos horas
que nunca se editaba y se solía mostrar
a deshoras, comiendo sanguiches
con pepino y queso, con mi madre borracha
y mi hermano peleador como un perro pastor.

Mi papa y yo nos perdimos el rastro
Él ahora se está muriendo de una enfermedad
que lo carcome desde adentro
yo hace meses que le debo
una foto de mi pareja y yo
con nuestro bebe.
La verdad, no me gusta verme en las fotos
siempre parezco alguien que quiere
estar en otra parte.

Pero tengo una
en que poso
con mi hermano recien nacido
lo abrazo desde atrás
pero parece que lo estoy ahogando.
Y tengo otra foto
que me acaba de llegar
por facebook
de una joven autora
que conocí hace poco
que se cortó el pelo
y ahora me manda una foto
con los cachetes rasurados
y una boca que tira un beso
el standbye del beso.

No sé cómo contestarle.
Sé solo que no me gustan las fotos
en que
de alguna manera
aparezco yo.

(inédito)
Escrito originalmente en español


*

Timo Berger nació en 1974 en Stuttgart, vive y trabaja en Berlín como poeta, periodista, productor cultural y traductor. Es autor de varios poemarios y cuentos, escribe en alemán y castellano. Berger es cofundador del Festival Latinale (Berlín) (www.latinale.de) dedicado a la poesía actual latinoamericana. Fue también cofundador del Festival de Poesía Salida al Mar (Argentina, 2004-2007), y coordinó los eventos poéticos alemanes en la FIL de Guadalajara en 2011, año en que Alemania fue país invitado de honor.

Ha brindado talleres literarios en Nicaragua, Guatemala, Perú, Argentina, Costa Rica y Chile. Ha compilado antología y dossiers en Perú, Costa Rica, Argentina, México, Chile y Alemania. Su más reciente publicación como autor es Der Süden (parasitenpresse, Köln, 2014), Microclimas (Editorial Vox, Bahía Blanca/Argentina, 2014) y Mitlesebuch (Aphaia Verlag, Berlin, 2015) y como compilador El fin de la afirmación. Antología de novísima poesía en lengua alemana (Ediciones VOX/27 Pulqui, Buenos Aires, 2015) y De ahí nomás. Poesía actual de Centroamérica y el Caribe (Ediciones VOX, Bahía Blanca/Argentina, 2014). Tradujo, entre otros, a Fabián Casas, Sergio Raimondi, Pola Oloixarac, Edgardo Cozarinsky, Manuel Rivas, Raúl Zurita, Silvio Rodríguez, Julián Herbert, Criolo, Luis Chaves, Nicolas Behr, Mart

Fue invitado a festivales como POETAS en Madrid (2016) y ExPOESÍA en Bilbao (2016), Centroamérica Cuenta en Managua (2013 y 2014), Festival Internacional de Poesía de Rosario (2014), Festival Internacional de Literatura FILBA 2014 en Santiago de Chile y Buenos Aires, Festival Internacional de Poesía de Granada, Nicaragua (2010 y 2013) y Poesiefestival Berlin (2016). Es un canofóbico, le encantan los gatos, pero tiene alergia a su pelaje.

-Blog
- Andanzas de un escritor in situ, entrevista con Timo Berger La Nacion de Costa Rica
- Dos poemas de Timo Bergerq Luvina
-Poemas Fiat Lux
-Poemas El malhechor exhausto
-Lectura de poemas VI FIPGNicaragua

Publicado el 18 de abril de 2017

Mapa del Sitio
Gulliver: